Reflexología Podal, algo más que un simple masaje de pies
17058
post-template-default,single,single-post,postid-17058,single-format-standard,bridge-core-1.0,cookies-not-set,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1400,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-18.0,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

Reflexología Podal, algo más que un masaje de pies. Historia y Beneficios

Tipos de comentarios que se escuchan acerca de la Reflexogía Podal:

Con cada persona con la que hablo de mis terapias, al hablarles de Reflexología Podal, siempre escucho 3 tipos de comentarios totalmente contrapuestos:

    • “Me encanta que me toquen los pies” u
    • “Odio que me toquen los pies. Qué asco!”.
    • “Me encantan los masajes de pies”.

Con respecto a los 2 primeros comentarios, no hay término medio al respecto!! Gusta o no gusta.

Sin embargo, he tenido la oportunidad de darles una sesión de Reflexología Podal a algunas de estas últimas personas, y casi todas (excepciones al margen), al final han cambiado de opinión, aunque sea en parte.

Casi todas las personas que dicen odiar que les toquen los pies suele ser por algunos de estos motivos:

  • “No me gustan mis pies”, seguido de, “Es que tengo los dedos muy gordos”.
  • “Es que tengo cosquillas en los pies”.

Ante el primer comentario, mi respuesta suele ser la misma que con otras terapias que realizo “Yo no voy a juzgar si tienes los pies feos o bonitos, simplemente es una parte más del cuerpo de una persona”.

¿Y qué hay sobre las cosquillas?

En las sesiones de Reflexología Podal se utiliza la técnica de “la oruga”. Esta técnica consiste en simular el movimiento que realiza este insecto con nuestros dedos pulgares para ir realizando presiones por todo el pie de la persona que está tumbada en la camilla.

Por tanto, la persona que tiene cosquillas, con esta técnica no debería de tenerlas ya que no son pases suaves, sino presiones.

Con respecto al tercer y último comentario de esta entrada, “Me encantan los masajes de pies”, toca hablar de las diferencias entre ambos.

¿Y qué diferencia hay entre la Reflexología Podal y un Masaje de Pies?

Claro que la Reflexología Podal es un masaje de pies, pero existe una enorme diferencia.

El masaje de pies simplemente tiene el objetivo de intentar relajarlos, mientras que  la Refloxología Podal se realiza con fines terapéuticos.

La Reflexología Podal, desde el punto de vista terapéutico, busca a través de los puntos reflejos de los órganos de nuestro cuerpo, desbloquear y aliviar zonas de nuestro cuerpo que tenemos doloridas, eliminar bloqueos energéticos, y otro tipos de beneficios que podéis leer aquí.

Dentro de los pies encontramos todo nuestro cuerpo resumido. También podemos encontrar estos puntos reflejos en en nuestras manos, y por eso, durante las sesiones de Reflexología Podal, se suele dar un “masaje de manos”.

Mapas Reflexologia Podal

Tanto si eres de las personas que les encanta, como si eres de las personas que se muestra algo reticente, date el placer de recibir esta agradable terapia y disfrutar de sus múltiples beneficios.

No dudes en contactar conmigo pinchando aquí y solicita tu sesión de Reflexología Podal!

En el próximo artículo te hablaré sobre el masaje tantra Madrid y todos sus beneficios.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.